Una iglesia preparada para la crisis: La enseñanza centrada en el hogar y el almacenamiento

Cuando la Iglesia anunció en 2018 un reajuste de los horarios de las Reuniones Dominicales y un mayor énfasis en aprender y adorar en casa, las razones para eso no me parecieron especialmente claras. Pero en 2019, el año de experiencia que tuvimos con los nuevos programas y un plan de estudios centrado en el hogar y con enfoques más flexibles para ministrarnos entre sí claramente allanaron el camino para que la Iglesia en Asia se prepare para la crisis actual que enfrenta por el Coronavirus y la enfermedad que trae, ahora conocida como Covid-2019.

En China, todas las reuniones religiosas organizadas están prohibidas ahora para reducir el riesgo de propagación del virus. Sin la capacidad de reunirse como siempre, la única forma de adorar ahora es en casa. Afortunadamente, nos hemos preparado para eso con un plan de estudios y algo de práctica. El virus ahora está comenzando a propagarse en otras partes de Asia y probablemente en otros lugares pronto. La adoración centrada en el hogar será cada vez más importante.

A medida que COVID-2019 se convierte en una crisis que afecta a muchas tierras, oro para que podamos encontrar formas de contenerlo sin medidas extremas y dañinas, y que pueda haber alivio en las áreas afectadas. Mientras tanto, estoy agradecido de que la Iglesia nos haya preparado con orientación sobre cómo administrar una Iglesia que se centre en el hogar más que en sus edificios, y, por supuesto, que nos hayan enseñado durante años sobre la sabiduría de prepararnos para los problemas con almacenamiento de alimentos y otras formas de preparación. 

Si necesitaras estar en cuarentena por dos semanas o dos meses, ¿Podrías? Ahora es el momento de prestar atención a las cosas que usas cada día, alimentos, productos de higiene, medicamentos, artículos de limpieza y pregúntate qué necesitas agregar esta semana.

He escuchado algunos comentarios negativos sobre el abastecimiento diciendo que están acaparando. El acaparamiento es comprar más de lo necesario cuando los suministros son limitados. Los suministros aún no son limitados, pero podrían serlo.

Los precios subirán este año en productos de China, alimentos, juguetes, ropa, etc. por lo tanto, comprar artículos ahora puede ser una de las mejores formas de proteger nuestros presupuestos en los próximos meses hasta que las cosas se calmen. Recuerde la advertencia de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades​ (CDC): “Nosotros como familia deberíamos estar preparándonos para una interrupción significativa en nuestras vidas".

Durante mucho tiempo hemos sido advertidos por los profetas, en las escrituras antiguas, y por los profetas modernos, de las pruebas en los últimos días, de las plagas y el hambre. ¿Podría ser este el momento en que debemos estar listos?

Las reservas financieras de la Iglesia,  pueden ser recursos en el futuro para ayudar a hacer frente a tales juicios. Los riesgos para la salud de un mundo con tantos viajes internacionales y tanto tráfico a través de las fronteras sin una evaluación de salud adecuada pueden ser sorprendentemente altos. ¡Continúa preparándote!

Sabemos que los últimos días están aquí y que vendrán tiempos difíciles. Solo el Padre Celestial sabe cuán grave se volverá el coronavirus y si continuará creciendo hasta convertirse en una verdadera pandemia mundial, pero nos ha advertido que algún día llegará.

Articulo adaptado de las publicaciones de Jeff Lindsay y Carolyn Nicolaysen en www.latterdaysaintmag.com

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

@mormonorg